Macarena Allen. Con la tecnología de Blogger.
RSS

Hechizo en la cocina

Como cada mañana aquí estoy, frente al ordenador y mi café. Ayer por la tarde estaba algo aburrida, ya no tengo practicamente nada que hacer. Todo esta ya en cajas, y en una semana me marcho, por lo que la tarde de ayer se me hizo eterna. Así que me puse hacer galletas, que a mi marido le encanta y a mi retoñito también. Pero como buena bruja que soy las encante. Una forma muy sencilla de hacer nuestros pequeños hechizos simples, sin tener a mano grandes cosas, ni grandes utensilios, ni miles de cosas, que ocupan mucho y luego es un coñazo de ordenar y limpiar, con esto no estoy diciendo que no se hagan y no sean efectivos, que cuando tengo que hacerlo lo hago, pero si que con lo mas simple somos capaces de crear y de cargar y de hechizar cosas muy simples. En este caso fueron mis galletas. Galletas de la felicidad, de la alegría y del amor. Sonara cursi, lo se, pero necesitamos un chispazo estos días aburridos que tenemos en casa. Esta es la receta de galletas que hice. No necesariamente deben de ser galletas, la cocina esta abierta a miles de sugerencias.

Galletas de la felicidad.

Ingredientes:

250 gramos de harina
150 gramos de azúcar
2 huevos
1 sobre de levadura o gaseosa (esas que venden en el mercadona de color moradito)
Mantequilla
(Opcional) chocolate, frutos secos... (yo ayer las hice de chocolate)

Preparación:

En un cacito pones unas tres cuatro cucharadas de mantequilla, y la dejas derretir. Por otro lado vas mezclando la harina, el azúcar, los huevos y la levadura. Cuando la mantequilla ya este derretida, la añadimos a todo lo demás, y lo mezclamos todo bien hasta que quede una masa consistente. Algunas veces tengo que añadirle un pelin mas de harina, eso se va viendo a medida que se va mezclando todo. También podéis añadirle un chorrito chiquitito de leche, salen jugosas.

Y ahora es el momento de hacer nuestro pequeño hechizo: Mientras que mezclamos, a ser posible en el sentido de las agujas del reloj, vamos visualizando nuestro objetivo, para que sea mas eficaz, en este caso que son galletas de la felicidad, me lié a cantar canciones alegres mientras amasaba y mezclaba. Lo mezcle todo con las manos (limpias por supuesto) ya que es algo que me encanta hacer, y encima le aportas tu energía. También se puede decir una pequeña oración mientras se mezcla: "Diosa atrae prosperidad, paz y felicidad".

Cuando ya tengamos la masa, le añadimos el chocolate en trocitos, puede ser o una tableta de chocolate rallada o cortada en trocitos, o las pepitas que ya venden. O si no queréis chocolate, trocitos de algo que queráis o dejarlas tal y como están. Se añade el chocolate a la masa y se vuelve a mezclar. Se puede dejar un poco para añadírselo por encima a las galletas.
Y es momento de volver a utilizar las manos dándole forma a las galletas, se pueden usar moldes, pero a mi me gusta mas hacerlo con las manos. Cuando ya estén todas con formas y nuestras manos limpias, le añadimos a la bandeja del horno, o un poquito de harina, o mantequilla o aceite para que no se pegue. Yo prefiero la harina, aun que luego se quede el culo de la galleta blanco, pero la mantequilla se puede quemar y con el aceite aun no lo probé. Y ya al horno a unos 200º mas o menos hasta que las galletas queden doradas.
En mi horno es a 200º pero por ejemplo en el de mi madre es a 220º, tendréis que ir probando hasta saber que temperatura tenéis que ponerle y el tiempo, ya que cada horno es diferente.

Y aquí mi receta de galletas hechizada, y funcionaron, primero volaron del plato y segundo estuvimos pasando una tarde maravillosa, riendo, cantando, jugando. Así que si esta tarde nos pasa lo mismo, probaremos con un bizcocho ; )


  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

1 duendecillos dijeron:

Elizabeth B. dijo...

¡¡¡¡MMMMMMMMMM, galletas!!!!!!

Publicar un comentario